El desarrollo de tu hijo

Tu hijo al nacer posee ya millones de neuronas que están ansiosas y a la espera de  recibir estímulos  para poder conectarse entre ellas. Estas conexiones neuronales tienen un impacto de por vida y determinan el desarrollo cerebral de su hijo. ¿Qué me quieren decir con esto?

Tu hijo NACE con el potencial de aprender. Se cree comúnmente que el niño es como un recipiente vacío al que hay que introducirle conocimientos y nuestra percepción de cómo funciona el mundo; lo que no te han dicho es que el niño nace lleno de grandes herramientas para aprender, descubrir y crear identidad a partir de su percepción del mundo. El mundo y tú como padre presentan los ingredientes, es el niño el que los escoge y utiliza sus herramientas para hacer las mezclas y conseguir las más deliciosas recetas para su crecimiento.

¿Te guío por su desarrollo?

6-12 meses:  Pequeño científico

Como cualquier científico tu hijo vive conduciendo experimentos y los repite una y otra vez. Está en la búsqueda de respuestas sobre su ambiente y la gente a su alrededor. ¿A tu hijo le encanta lanzar la cuchara al piso repetidas veces al punto de volverte loco?  Tu hijo se encanta viendo tu reacción, le asombra ver el poder que tiene de hacerte agachar y recoger lo que ha botado. Además, está fascinado escuchando el sonido que produce la cuchara al caer y hasta donde llega esta vez. Esto se llama causa y efecto, este tipo de exploración ayuda a las células del cerebro  a formar conexiones y la repetición las fortalece haciéndolas duraderas. Tu hijo ha creado un juego y con este está adquiriendo un sin número de aprendizajes.

1 año:  El imitador

Tu hijo cumplió un año y ahora vez que está imitando ciertas cosas que ve en las personas a su alrededor. Ahora lleva el celular a su oreja después de verte a ti tantas veces hacerlo ¡Aló!

Imita sonidos, movimientos, pequeñas palabras y detalles con intención. Al año las partes del cerebro que ayudan al desarrollo del lenguaje y habilidades sociales están en crecimiento. ¡Te encanta tu pequeño imitador! Sin saberlo estás contribuyendo al crecimiento de estas áreas de su cerebro pues celebras sus pequeños actos y buscas que lo haga una y otra vez. Ese intercambio, lo haces tú, lo hace tu hijo y lo vuelves a hacer tú. Son experiencias de comunicación que estás viviendo con tu hijo, en donde además estás construyendo su auto-estima.

2 Años:  ¡Yo solo! ¡Yo solo!

Tu hijo entiende que puede hacer cosas por sí solo, se siente capaz y quiere hacerlas sin ayuda. Ahora posee  más control de su cuerpo y ha adquirido vocabulario; con esto va en búsqueda de independencia. Si tu hijo te pide hacer algo por sí solo dale la oportunidad, teniendo siempre en cuenta su seguridad. A fin de cuentas queremos darles el mensaje de que es importante tomar riesgos y sentir seguridad en ellos mismos. Si obstaculizas este gran paso que está dando no le permitirás que empiece a tomar decisiones solo y adquiera confianza sobre su capacidad de hacer las cosas.

3 Años:  ¿Por qué? Y ¿Por qué?

Su lenguaje ha incrementado tiene ya un vocabulario más amplio. Tu hijo se está expresando con oraciones pequeñas y tiene mayor éxito en ser comprendido y en comunicar sus necesidades. Ahora quiere saber más. ¡Parece que estás en apuros!

Los niños han visto las cosas suceder a su alrededor una y otra vez ahora quieren saber el por qué. No pierdan la cabeza, los niños necesitan encontrar respuestas. Hagan de esto un juego y devuelvan la pregunta. “Buena pregunta, por qué crees tú que…” seguro será interesante oír la conversación que tendrán con tu hijo.  Con esto estarás motivando el pensamiento crítico de tu hijo, su razonamiento de las cosas.

4 Años:  BOOM de imaginación

“Yo soy la mamá, tú eres el papá y este oso es el hijo…Hola querida, ¿cómo te fue en el trabajo? Te hice un sánduche” ¿Les suena familiar? Tu hijo ha ganado un pensamiento abstracto. Su imaginación lo guía y genera espacios de juego donde existen roles y él le da vida y diversos usos a cualquier objeto. Tu hijo expone en el juego dramático sus ideas, dudas e interpretaciones del mundo. Su juego te dirá mucho sobre tu hijo, observen e interfieran solo si son invitados.

5 Años – Pequeño Ayudante

El área frontal del cerebro está en pleno crecimiento. Esta área es la responsable de la conciencia de sus actos, toma de decisiones y la auto-regulación. Tu hijo en esta etapa tiene conciencia de las emociones de él y los demás y el impacto que sus comportamientos tiene en otros. Surge el don de ayudar, quiere hacer lo que ustedes hacen o que le den una responsabilidad, algo que hacer. Le gustan los halagos y aceptación que vienen después de ayudar o hacer su trabajo. Encárgate  de darle pequeñas responsabilidades.

Recuerda que cada niño tiene su ritmo único y alcanza metas a su tiempo. Esta es una guía mas no una ley, permite que tu hijo sea el que te guie a través de su desarrollo.

Carlos Montúfar E13-16 y Fernando Ayarza
Quito-Ecuador
(593)2.513.1269
http://www.piccolavita.com / www.facebook.com/PadresCreativos
info@piccolavita.com

The following two tabs change content below.

Karina Álvarez

Coordinadora Académica y Propietaria at Piccolavita – Centro de Creatividad Infantil
Karina Álvarez de 26 años estudió Educación en la Universidad San Francisco de Quito. Ha trabajado como profesora de IMAGINE en la Academia Cotopaxi y en otros centros de desarrollo infantil durante los ultimos 7 años. Actualmente es Coordinadora Académica y Propietaria de Piccolavita – Centro de Creatividad Infantil, un lugar donde una nueva propuesta para la educación inicial en donde se representa al mundo en un espacio seguro, lleno de posibilidades y con mil maneras de aprender.

Latest posts by Karina Álvarez (see all)

¡Déjanos un comentario!

HOLA! Para comunicarte con nosotras puedes llamarnos al telefono 0987598208 o enviarnos un correo a mama@chiquitosybebes.com ~ Quito, Ecuador ~